LA DÉCADA DE HÉCTOR ESPINO

LMB
Novato del Año en 1962 con los Sultanes de Monterrey.
Campeón de bateo en 1964, 1966, 1967 y 1968.
Campeón de jonrones en 1964, 1968 y 1969.
Campeón de carreras producidas en 1962.
Líder de carreras anotadas en 1962, 1964 y 1969.
En 1964 impuso récord de jonrones, con 46.
En 1969 impuso récord de más jonrones conectados en seis juegos consecutivos, con 8.   
En 1969 impuso el récord de más bases intencionales en una temporada, con 53, y el de más bases intencionales recibidas en un juego, con cuatro.

LMP
Jugador Más Valioso en las campañas de 1962-63 y 1963-64, jugando con los Naranjeros de Hermosillo.
Campeón bateador en 1960-61, 1961-62, 1962-63, 1963-64, 1965-66, 1966-67 y 1967, imponiendo el récord de seis temporadas en forma consecutiva.
Líder de carreras anotadas en 1960-61, 1961-62, 1964-65, 1966-67 y 1969-70.
Líder de hits en 1960-61.
Líder de dobles en 1961-62.
Campeón de jonrones en 1960-61, 1964-65, 1965-66, 1966-67 y 1969-70.
Campeón de carreras producidas en 1963-64, 1964-65 y 1966-67.
En 1965-66 impuso el récord de más bases intencionales en una temporada, con 25.  

1960
Lino Donoso impone récord de más temporadas siendo líder de blanqueadas, con tres. El cubano lanzaba para el Aguila de Veracruz.

1960
El cubano Aldo Salvent dispara 36 jonrones con los Petroleros de Poza Rica, imponiendo un nuevo récord en la Liga Mexicana de Beisbol.

1960
Silvio Castellanos logra la triple corona de pitcheo. El cubano lanzaba con el Águila de Veracruz.

1960-61
Emilio Ferrer consigue siete blanqueadas en una temporada de la Liga Mexicana del Pacífico para establecer un récord. El veracruzano jugaba con los Ostioneros de Guaymas.

1961
Vinicio García impone récord de dobles jugando con los Sultanes de Monterrey. El veracruzano disparó 49 dobletes.

1961-62
Miguel Sotelo logra siete blanqueadas en una temporada de la Liga Mexicana del Pacífico para empatar un récord. Además, consigue 18 victorias para imponer una marca. El chihuahuense jugaba con los Naranjeros de Hermosillo.

1962
Inicia la era de Héctor Espino. El chihuahuense fue Novato del Año y campeón de carreras impulsadas con los Sultanes de Monterrey.

1962
Alonso Perry empata el récord de más temporadas siendo líder de carreras impulsadas, con cuatro. El norteamericano jugaba con los Sultanes de Monterrey.

1962
Alfred Pinkston obtiene su cuarto cetro de bateo en forma consecutiva para imponer un récord. El norteamericano portaba la franela del Águila de Veracruz.

1962-63
Miguel Sotelo liga su tercer título consecutivo de juegos ganados para establecer un récord en la Liga Mexicana del Pacífico. Además, liga su tercera temporada siendo líder de ponches. El chihuahuense jugaba con los Naranjeros de Hermosillo.

1963
Ronnie Camacho conecta 39 cuadrangulares jugando con los Pericos de Puebla para imponer una nueva marca en la liga de verano.

1963
Ramón Arano impone un récord en el circuito veraniego al ligar tres temporadas consecutivas siendo líder de ganados y perdidos con el Águila de Veracruz.

1963-64
Ramón “Diablo” Montoya y Ronnie Camacho empatan el liderato de carreras anotadas en una campaña para imponer un récord en la Liga Mexicana del Pacífico. Además, Montoya conecta 130 hits para imponer otra marca, al igual que Ronnie Camacho, quien dispara 27 jonrones en la temporada, estableciendo otro récord. Ambos jugaban con los Rieleros de Empalme.

1964
Miguel “Becerril” Fernández impone récord de más temporadas siendo líder de triples (3). El veracruzano jugaba con los Diablos Rojos del México.

1964
Héctor Espino dispara 46 vuelacercas con los Sultanes de Monterrey para imponer un nuevo récord en la Liga Mexicana de Beisbol.

1964
Román Ramos empata el récord de más años siendo líder de blanqueadas (3). El veracruzano lanzaba para los Petroleros de Poza Rica.  

1964Rubén Amaro consigue el Guante de Oro en la Liga Nacional jugando como short stop de los Filis de Filadelfia.

1964-65
Horacio Solano lanza 20 juegos completos en una temporada de la Liga Mexicana del Pacífico para imponer un récord. El serpentinero jugaba con los Naranjeros de Hermosillo.
 

1965
Los Tigres capitalinos obtienen el gallardete jugando exclusivamente con peloteros mexicanos. Los felinos fueron dirigidos por José Luis “Chito” García.  

1965-66
Héctor Espino liga seis temporadas consecutivas ganando el título de bateo para imponer un récord en la Liga Mexicana del Pacífico. Además, recibe 25 bases por bolas intencionales en una campaña estableciendo otra marca. El chihuahuense jugaba con Naranjeros de Hermosillo.

1965-66
Francisco García impone récord de más temporadas siendo líder de bases robadas en la Liga Mexicana del Pacífico (3). El sonorense jugaba con los Yaquis de Cd. Obregón.

1966
José Ramón López liga tres temporadas consecutivas siendo líder de ponches. Además, abanica a 309 bateadores en una campaña para imponer un récord. El cubano jugaba con los Sultanes de Monterrey.

1966-67
Héctor Espino liga su tercer cetro de cuadrangulares en forma consecutiva para establecer un récord en la Liga Mexicana del Pacífico. El chihuahuense jugaba con Naranjeros de Hermosillo.

1966-67
Francisco “Panchillo” Ramírez lanza siete blanqueadas en una temporada de la Liga Mexicana del Pacífico para empatar un récord. El potosino jugaba con los Cañeros de Los Mochis.

1966-67
José Leyva consigue 203 ponches en una temporada de la Liga Mexicana del Pacífico para establecer un récord. El tabasqueño jugaba con los Ostioneros de Guaymas.

1967
Andrés Ayón obtiene 25 victorias en la campaña de la Liga Mexicana de Beisbol. El cubano vestía el jersey de los Charros de Jalisco.

1967
Alfredo “Yaqui” Ríos liga su quinta temporada siendo líder de hits conectados en la Liga Mexicana del Pacífico, estableciendo un récord. El sonorense jugaba con los Ostioneros de Guaymas.

1967
Jorge Rubio consigue siete blanqueadas en una temporada de la Liga Mexicana del Pacífico para empatar un récord. El nativo de Mexicali lanzaba para los Ostioneros de Guaymas.

1967

Nombran al Ing. Alejo Peralta y Díaz Ceballos el Rey del Beisbol, durante la Convención de Beisbol celebrada en la Ciudad de México.


1968
James Horsford lanza 51 innings consecutivos sin admitir carrera, estableciendo un récord. El puertorriqueño lanzaba con los Broncos de Reynosa.

1969
El puertorriqueño James Horsford lanza 30 juegos completos con los Sultanes de Monterrey para imponer una marca.  

1969
Héctor Espino impone el récord de más bases intencionales recibidas en una temporada, con 53. El chihuahuense jugaba con los Sultanes de Monterrey.

© 2019 Salón de la Fama del Beisbol Mexicano

Todos los Derechos Reservados

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Instagram
  • Whatsapp